Cae confianza del consumidor y crece pesimismo económico

Agencia

México. La confianza de los consumidores en la economía de sus hogares y la del país tuvo en julio su mayor retroceso desde abril de 2020, cuando el Covid-19 tumbó a la mayoría de las actividades económicas.

El dato publicado por el Inegi se da en medio de los crecientes temores por una posible recesión en Estados Unidos, el principal socio comercial de México.

El Indicador de Confianza del Consumidor (ICC) se construye con una encuesta que incluye cinco preguntas base para captar las percepciones sobre la situación de los miembros del hogar y la nacional.

El ICC se ubicó en julio en 41.33 puntos, el nivel más bajo desde marzo de 2021, y además sumó tres meses al hilo con descensos. Entre junio y julio, la caída fue de 1.66 puntos, la más amplia desde abril de 2020, cuando el retroceso fue de 10.26 enteros, de acuerdo con datos desestacionalizados.

“La caída registrada en julio va de la mano con las crecientes preocupaciones de que la economía de Estados Unidos se encuentra cerca de caer en recesión, lo cual llevaría a México a entrar en una recesión también.

Dado el fuerte vínculo comercial entre ambos países, una recesión en Estados Unidos tendría un fuerte impacto en el sector manufacturero mexicano, que ha sido el principal propulsor de crecimiento en la recuperación económica post-pandemia”, apuntó Banco Base en un reporte.

Monex expuso que normalmente las variaciones mensuales suelen ser de menos de un punto, por lo que la caída de 1.7 enciende las alertas sobre la cautela con la que responderían las personas frente un escenario que se complica rápidamente, y en donde las fuertes presiones inflacionarias se han sostenido.

Los cinco componentes que integran al ICC retrocedieron, pero los que más llamaron la atención fueron los relacionados con el panorama para dentro de un año.

El relacionado a la situación esperada por los miembros del hogar dentro de un año respecto a la actual cayó 2.08 puntos, e hiló dos pérdidas consecutivas. En tanto, el componente sobre la situación del país esperada dentro de un año cedió 2.05 enteros, tras una caída de 2.31 puntos en junio.

Por otro lado, el componente sobre la situación económica actual en el hogar respecto a la de hace un año descendió 0.70 puntos, muy similar a la caída de junio, mientras que el componente sobre la actual situación nacional comparada con la de hace un año retrocedió 1.31 puntos, con lo que acumuló tres meses con números negativos, y además fue el retroceso más grande desde enero pasado.

El componente sobre las posibilidades actuales en el hogar, comparadas con las de hace un año, para comprar bienes duraderos como muebles o televisión bajó 1.10 puntos, tras un avance de 0.7 en junio.

James Salazar, subdirector de Análisis Económico en CI Banco, señaló que aunque históricamente el consumidor mexicano es pesimista, pues el ICC siempre se ha ubicado por debajo de los 50 puntos, en los últimos tres meses la percepción se ha exacerbado por el complicado panorama, que no es exclusivo de México.

“El principio básico es por esta percepción que hay de riesgo, sobre todo por el tema de la inflación, las subidas de tasa de interés y las implicaciones que pudiera tener para la economía”, explicó.

Montserrat Aldava, economista principal de Casa de Bolsa Finamex, dijo que los descensos posiblemente respondan a los elevados niveles de inflación.

“Estos niveles de inflación no llegan a su pico, todavía van a tardar no sólo en revertirse, sino en volver a su meta (de 3%)”, consideró.

Respecto al mismo mes del año pasado, el ICC retrocedió en julio 2.97 puntos, la baja más fuerte desde febrero de 2021.

Fuente: 24 Horas.

Comments

comments

No hay comentarios

Deja una respuesta